Historia

Hace cincuenta años, un grupo de padres de familia unieron sus esfuerzos para promover colegios abiertos a todos los que quisieran para sus hijos una educación humana de calidad, con una orientación cristiana y un profundo respeto a la libertad de cada persona.